Adame y Macías, en su línea

JALOSTOTITLÁN (MÉXICO)

Adame y Macías, en su línea


martes 17 febrero, 2015

Pletóricos, salieron en hombros con la corrida de Valparaíso

Pletóricos, salieron en hombros con la corrida de Valparaíso

Se dio la segunda corrida de carnaval en esta
localidad de los Altos de Jalisco, con tres cuartos de entrada en el coso
Fermín Espinosa «Armillita”, en tarde de agradable clima y en la que resultó
triunfador Joselito Adame al hacerse de cuatro apéndices y al final Arturo
Macías en un toro de regalo, logró también el triunfo de dos orejas para ambos
salir en hombros.

 

Se lidiaron seis astados de la dehesa zacatecana de
Valparaíso siendo bueno el tercero con arrastre lento benévolo y bueno el
sexto, regular el cuarto y los demás de complicado juego. Y un séptimo de
regalo de San Isidro, que dio buen juego.

En el toro que abrió el festejo, el espada galoJuan Bautistalanceó con voluntad. Con la muleta, a un
toro soso y deslucido, le realizó una faena empeñosa por ambos lados, pero
adoleciendo de mucha distancia entre toro y torero, para matar de
estocada honda, en buen sitio, siendo aplaudido en el tercio.

A su segundo, de nombre «Palomo”, lo lanceó con
empeño. En tanto que su faena con la sarga fue a base de derechazos y naturales
sin ajustarse nunca, con muchas precauciones. Terminó con manoletinas y pases
de costado empleando un poco el toreo efectista, mató de estocada entera
y trasera, para que le fuera obsequiada una oreja.

El diestro aguascalentenseArturo Macíasen el primer astado de su lote le dio de
inicio tres largas cambiadas de rodillas en la zona de tablas, para después de
pie, estar empeñoso y más en un quite valiente por saltilleras. El toro era
soso y huidizo, ya con la muleta, a un ejemplar no fácil, le logró meritorias
series derechistas principalmente, intercalando valerosos adornos. Terminó de
dos pinchazos y media estocada tendida y otra entera, para ser aplaudido.

A su segundo, lo vio cómo se acalambró de los cuartos
traseros, por lo que la gente comenzó a protestar airadamente para que se
devolviera. Sin embargo, el torero, apoderado y empresario estaban conscientes
que al toro había que picarlo, pero ante las protestas, el juez, de manera
indebida, ordenó que se regresara al toro. La bronca creció y nadie sabía qué
pasaba, tiempo en el que el toro se recuperó. Finalmente el torero, el
apoderado y el empresario decidieron lidiarlo, para que resultara con
poca fuerza y desarrollara sosería, en tanto Arturo Macías estuvo por encima
del astado sin ninguna fortuna, lo terminó de estocada certera a tiempo de
indicar que regalaba un séptimo toro. Una vez despachado el burel, por el
sonido local se anunció que el juez de plaza multaba tanto al empresario como
al matador por hacer caso omiso del regreso del toro.

En el séptimo toro, de regalo, que precedió de la
dehesa de San Isidro llamado «Cachito de luna”, lo lanceó a la verónica
de manera torera. Su trasteo de muleta lo brindó también al señor Marco Antonio
González para darse a torear por derechazos de manera entusiasta, además de
temple y clase. Largó naturales de calidad para después rematar con un molinete
invertido. Vino después una alegre tanda de molinetes de hinojos rematando con
el pase de pecho rodilla en tierra, más derechazos bien trazados entre el
contento general intercalando cambiados por la espalda y un cambio de mano por
delante. Aseguró la faena con manoletinas ceñidas y finiquitó al toro de
acertada estocada, siéndole concedidas las dos orejas. Y al final, salió
en hombros junto con Joselito Adame.

En el primer burel que le tocó en suerte de nombre
«Pescador”, el matador aquicalidense Joselito Adamelo saludó con un capotazo soltando una punta, para después lancear
verticalmente a pies juntos. Su faena de muleta la comenzó por ayudados por
alto, varios de ellos sin enmendar el terreno, rematando la serie con el desdén
y el de pecho. Una vez hecho en la embestida del toro, se dio a torear por
derechazos y naturales con temple, ritmo y gran disposición. Vino otro molinete
seguido de derechazos con prestancia y calidad, rematando con un ayudado por
bajo. Abrochó la faena con un molinete de hinojos a los que continuaron más
pases de derecha en la misma posición, para rubricar con el pase de pecho
rodilla en tierra. Acabó de certera estocada honda, siéndole concedido al
toro un benévolo arrastre lento y al matador como premio le fueron concedidas
las dos orejas.

A su segundo, «Marisqueño”, le dio dos largas
cambiadas de rodillas en la zona de tablas y de pie, veroniqueó y terminó con
un torero recorte. Su faena de muleta la brindó al señor Marco Antonio
González, anterior empresario de esta plaza, para empezar sentado en el estribo
con ocho pases por alto de manera temeraria y ya de pie, realizó una faena
poderosa y artística por ambos lados, sobresaliendo su toreo con la mano
diestra, todo adornado con molinetes abelmontados, los pases de desdén, los de
pecho, la vitolina y el de la firma, además de un torero desplante. Terminó de
estocada tendida y ligeramente trasera para cortar dos apéndices.

FICHA DEL FESTEJO

JALOSTOTITLÁN, Jalisco. Segunda corrida
de carnaval. Coso Fermín Espinosa «Armillita”. Entrada: tres cuartos en tarde
de agradable clima.

Toros de Valparaísosiendo buenos el tercero con benévolo arrastre lento y el sexto. El cuarto fue
regular y lo demás complicado. Y un sétimo de regalo de San Isidro, de buen
juego.

Juan Bautista: al tercio y una oreja
benévola.

Arturo Macías: palmas, silencio y
dos orejas en el de regalo.

Joselito Adame: dos orejas y dos
orejas.

Al final salieron en
hombros Joselito Adame y Arturo Macías.

Foto: Francisco Várgas