Manuel Gutiérrez, otro nombre de `Aguas´

AGUASCALIENTES (MÉXICO)

Manuel Gutiérrez, otro nombre de `Aguas´


lunes 23 marzo, 2015

Paseó una oreja del primer novillo en el quinto festejo menor de preferia

Paseó una oreja del primer novillo en el quinto festejo menor de preferia

La
quinta función de la Temporada Novilleril Internacional 2015 que se
lleva a cabo en el coso «San Marcos” de la ciudad de Aguascalientes tuvo
este domingo 22 de marzo como triunfador al espigado espada local
Manuel Gutiérrez «Esparterito” al haber cortado la única oreja de la
tarde, al astado que abrió plaza, tras una faena de mucho talento torero
y una de las mejores sino es que la mejor que se ha trazado en el ruedo
de este escenario taurómaco en lo que va del serial.

En
cuanto a sus alternantes y debutantes en este coso sanmarqueño
mostraron diferencias de forma contrastada, tomando en cuenta que ambos
torearon apenas su segunda novillada con caballos. Mientras que al
moreliano Patricio Ochoa se le apreció todavía mucho «verdor”, falto de
recursos y de técnica, aunque no de ganas, al malagueño José Antonio
Lavado lo único que le faltó fue acertar con la espada pues mínimo
perdió una oreja pero de que evidenció técnica, oficio y buen gusto, de
eso ni hablar.

De
esta manera, el coso «San Marcos” registró casi tres cuartos de entrada
en tarde fresca y agradable. Se lidiaron, con divisa neoleonesa de La
Playa (verde, guinda y amarillo), seis ejemplares de su ganadería
hermana, El Jagüey, que tiene listones en verde, guinda y blanco, siendo
enrazado el primero y los demás presentaron muchas complicaciones.

Manuel Gutiérrez en su primer astado, de nombre «Soñador”, lanceó con valentía a la
verónica. En varas Ignacio Meléndez dio un estupendo puyazo. En el
segundo tercio, Manuel invitó a Patricio Ochoa y entre los dos le
pusieron mucho empeño para cubrirlo. Su faena de muleta, a un ejemplar
enrazado y no fácil, la comenzó doblándose toreramente para luego a base
de talento y de entender al «socio” le hizo una labor de menos a más en
la que sobresalió el toreo de aguante, poder y sometimiento por un
meritorio lado derecho. Por naturales atemperó con buena cabeza las
asperezas del animal para terminar por largarle tela de buena calidad.
Más derechazos, adornos e intensos naturales rematados con un vistoso
afarolado y el de pecho. La parte final tuvo mucho empaque pues luego de
instrumentar dos molinetes ligó una estupenda tanda por el pitón
derecho a media altura. Rubricó todo de estocada desprendida para cortar
merecidamente una oreja.

A
su segundo, que fue un toro, lo recibió de hinojos en las rayas del
tercio y frente a toriles con una atropellada larga cambiada para
después de pie veroniquear con valor. El astado se agarró al piso y se
quedaba corto por lo que el trasteo de Gutiérrez tuvo mucho de voluntad
por ambos lados, sobre todo por el derecho. Le piso los terrenos en la
zona de tablas y ahí logró momentos emotivos hasta sufrir un susto sin
consecuencias. Terminó de dos pinchazos, estocada honda y tres golpes de
descabello para escuchar palmas.

A Patricio Ochoa se le vio falto de entrenamiento, torpe y sin recursos para poder con
un compromiso como éste. Sin embargo, se le agradece su valor y sus
ganas por querer agradar. Si acaso, en descargo del chaval hay que
consignar que el lote que le tocó fue muy complicado para su edad
taurina, viéndose mejor y más asentado en el segundo que le deparó la
suerte escuchando división de opiniones, con más palmas que pitos,
destacando en este ejemplar el gran puyazo del varilarguero Curro
Campos. Y antes, en su primero, le sonaron palmas de aliento.

Y el de Benamacorra, provincia española de Málaga, José Antonio Lavado,
a su primero lo bregó de manera estupenda y con mucho temple. Su
quehacer muleteril se lo brindó a su colega aquicalidense José María
Hermosillo, recordando así que en España llegaron a alternar. Inició
entonces con soberbios doblones para seguir de pie con toreo templado y
de aguante con ambas manos, demostrando su buena escuela. El de El
Jagüey se agarró al piso y aun así, valiente, le sacó muletazos en
redondo. Terminó de pinchazo, otro hondo y seis golpes de descabello
doblando solo el novillo.

En
el que cerró el festejo, Lavado se vio muy torero en el manejo del
capote y con la sarga comenzó doblándose para después realizar una faena
a base de obligar y someter a un burel huidizo y que terminó muy
aplomado. Sin embargo, gracias a su buen oficio y tras estarlo sobando
en la zona de los tableros le sacó derechazos de mucho mérito. Vino por
ahí un susto sin importancia y con la espada estuvo mal de verdad y más
con el descabello para acabar por recibir un recado de la autoridad.

FICHA DEL FESTEJO

AGUASCALIENTES, Aguascalientes. Quinta función de la Temporada
Novilleril Internacional 2015. Coso «San Marcos”. Entrada: Casi tres
cuartos en tarde fresca y agradable.

Novillos de El Jagüey que lucieron
los colores de la divisa de su ganadería hermana de La Playa, siendo
enrazado el primero y los demás presentaron complicaciones.

Manuel
Gutiérrez «Esparterito”:
Una oreja y palmas.

Patricio Ochoa, quien se
presentó en esta plaza: Palmas y división.

José Antonio
Lavado,
quien debutó en este coso: Palmas y un aviso.

Los picadores
Ignacio Meléndez y Curro Campos fueron fuertemente ovacionados en el
primero y quinto novillos, respectivamente.

Foto: Sergio hIDALGO / @mnuel_gutierrez