Ferrani y Rehuelga conquistan el Anfiteatro

ARLES (FRANCIA)

Ferrani y Rehuelga conquistan el Anfiteatro


sábado 4 abril, 2015

El novillero francés dio un golpe sobre la mesa con una excelente novillada santacolomeña de Rehuelga; Ginés Marín y Martín Escudero no le vieron los finales a sus lotes

El novillero francés dio un golpe sobre la mesa con una excelente novillada santacolomeña de Rehuelga; Ginés Marín y Martín Escudero no le vieron los finales a sus lotes

El novillero Lilian Ferrani conquistó el
Anfiteatro de Arles en la novillada matinal que hacía segunda de Feria. Fue una
excelente novillada de Rehuelga la que se lidió en la ciudad gala, y a la
altura estuvo el novillero francés, que encendió a sus paisanos especialmente
en una brillante faena al quinto. Fueron aplaudidos en el arrastre todos los novillos, y el quinto, de nombre «Jilguero», premiado con la vuelta al ruedo.

Le cortó las dos orejas a su segundo animal en
una faena en al que imprimió el toreo de regusto que lo caracteriza, llegando
además a los tendidos paisanos con facilidad y gustándose en cada muletazo por
ambos pitones. Por los dos lados metió la cara con clase el animal para que el
joven novillero se gustara en cada tanda, llegando a romperse especialmente en
varios naturales de mérito. Tras meter los aceros, paseó el doble trofeo. Se
entregó al máximo el novillero francés Lilian Ferrani ante el inconforme
segundo de la mañana para terminar arrancarle una oreja de mérito y pasearla
entre sus paisanos. Destacó no sólo su impronta capotera, sino su toreo por la
mano diestra, con la que dejó grandes momentos. Con la zurda, selló varios
naturales de enjundia antes de rematar faena.

El primero de la tarde fue un novillo que, de
salida, se mostró frío en el capote de Martín Escudero, a pesar de que logró
imponer su sello. Mantuvo esa condición a lo largo de toda la lidia, lo que
hizo que no rompiera la faena del novillero madrileño, que tan sólo selló
detalles. De nuevo volvió a gustarse ante un cuarto que no le puso, de igual
modo, las cosas fáciles. Ante este fue ovacionado tras dejar detalles de
novillero maduro.

Una ovación del tercero escuchó Ginés Marín
ante un novillo soso de Rehuelga que nunca metió la cara con humillación en la
muleta del extremeño. Lo intentó el joven, destacando ante todo su valor ante
el desagradecido animal santacolomeño. Sus finales, ya con el novillo aplomado
y con un punto de violencia, propiciaron que el público de Arles se calentar y
le ofreciera sus palmas en el epílogo muleteril. Fue silenciado ante el
cierraplaza.

FICHA DEL FESTEJO

Anfiteatro de Arles. Segunda de la Feria de
Pascua. Novillada picada. Algo menos de media entrada.

Novillos de Rehuelga, bien presentados y de gran juego. Todos aplaudidos en el arrastre. Destacó el buen quinto, premiado con la vuelta al ruedo en el arrastre.

Martín
Escudero
, silencio y palmas.

Lilian
Ferrani
, oreja y dos orejas.

Ginés
Marín,
ovación y silencio.

 

FOTO: ARENES D´ARLES