El cuarto, un oasis entre la falta de raza y fuerza

TORO POR TORO

El cuarto, un oasis entre la falta de raza y fuerza


lunes 18 mayo, 2015

Siga el comportamiento de los novillos de Conde de Mayalde al minuto

El cuarto

1º. Nº 18. Boticario. Castaño. 456 kg. 11/11. Posada de Maravillas.

Bajo, armónico de buenas hechuras. Primer puyazo al relance saliendo suelto del primer encontronazo con el caballo, en el segundo peleó con fijeza. Se movió con nobleza en los capotes, le faltó humillar. Novillo de mucha calidad aunque justito de fuerza y transmisión. Se vino abajo el novillo de una forma alarmante en la tercera serie debido a su falta de fuerza y casta.

2º. Nº 40. Cuartelero. Castaño. 469 kg. 08/11. Clemente.

Alto de agujas y un punto más serio este segundo. En el caballo apenas fue picado, siempre cogió al jaco por lo pechos, salió suelto en cada puyazo. Ayuno de casta y raza este segundo, de sosas y cansinas embestidas, animal sin transmisión. El de Mayalde llegó sin fuelle a la muleta de Clemente, se quedaba en la cintura, muy deslucido.

3º. Nº 24. Jibelino. Castaño. 437 kg. 08/11 . Roca Rey.

Bajo, enmorrillado, con pechos este tercero. Embistió con mucha calidad al capote de Roca Rey, en el caballo se dejó pegar, no salió suelto como sus hermanos. Muy justito de fuerzas el animal, que buscó los vuelos del capote de Posada y Roca Rey con suma despaciosidad en el quite. Buscó con celo la pañosa en la primera tanda, nobleza y clase en sus embestidas. No quería violencia en los toques el animal, había que dejarle tiempo entre muletazo y muletazo, sin obligarle ya que perdía las manos. La falta de fuerzas del animal no permitió las tandas ligadas y por abajo. Se encogió el animal, muy venido a menos el de Mayalde.

 4º. Nº 33. Agachado. Negro listón. 524 kg. 09/11. Posada de Maravillas.

Largo, enmorrillado, con peso y hechuras de toro este cuarto. Tuvo cierto genio en su encuentro con caballo, no se entregó en ninguna de las dos varas. Con el capote le propinó una fea voltereta a Posada al meterse por el pitón izquierdo. Embistió con ritmo y transmisión, tenia clase el de Mayalde que duró mucho más que sus hermanos. Todo lo quería por abajo, tenía importancia en sus embestidas, bravo y con emoción este cuarto ovacionado en el arrastre.

5º. Nº 29. Joyero. Castaño salpicado. 538 kg. 09/11. Clemente.

Hondo, con cuajo, muy rematado este quinto. En el caballo realizó una pelea desigual, nunca fue de verdad al jaco. Protestón en la muleta este quinto, soso y desclasado. Nunca fue metido en los engaños, siempre soltando la cara y sin humillar, carente de casta y raza. Al contrario que sus hermanos, este no tenía fondo de nobleza, novillo muy deslucido.

6º. Nº 14. Chorlito. Castaño salpicado. 489 kg. 10/11. Roca Rey.

Embistió con franqueza y humillación al capote de Roca Rey. Pelea de bravo en el caballo, empujó con fijeza y bravura en el tercio de varas. Se movió con alegría en el tercio de banderillas aunque doliéndose de los garapullos. Tuvo movilidad el animal aunque le faltaba entrega y calidad. El novillo siempre quería distancia, no quería cercanías. Le faltó recorrido al animal, no perdonaba ni una duda, nunca quiso romper hacia adelante, embestida cambiante y carente de clase la del sexto. A la hora de matar buscó al novillero de forma muy fea, no hizo por la muleta y si por el novillero echando la cara arriba, un regalito. De más a menos el novillo, que fue desarrollando esa bravura del inicio en genio y mal estilo.