Joaquín Galdós: “Tengo claro que quiero ser el mejor. Creo que Perú lo necesita”

ENTREVISTA

Joaquín Galdós: “Tengo claro que quiero ser el mejor. Creo que Perú lo necesita”


lunes 25 mayo, 2015

El novillero peruano, que hace esta tarde el paseíllo en Madrid, asegura a CULTORO que “dos figuras peruanas fortalecen aún más la Fiesta y arrastran masas en América”

Joaquín Galdós: “Tengo claro que quiero ser el mejor. Creo que Perú lo necesita”

Hoy
hace el paseíllo en Madrid el novillero Joaquín Galdós que, junto a Andrés Roca
Rey, es la esperanza del Perú taurino. Triunfó con fuerza el pasado invierno en
su tierra, Lima, en la que dejó unas gratas sensaciones que ahora es el momento
de repetir en España. Está tranquilo, responsabilizado, sin presión y con la
mente puesta en reventar esta tarde la plaza de Madrid para conseguir que Perú
tenga otro nombre más en la historia de su Puerta Grande.

Sobre
la tarde de este lunes, Galdós asegura que «me la planteo y la asumo con
mucha responsabilidad y mucha tranquilidad a la vez. Me siento preparado para
asumir retos importantes y tengo muchas ganas de ser el mejor. El hecho de no
estar anunciado en las primeras ferias del año como Olivenza o Valencia te hace
que te prepares mucho más para Madrid, la única que te puede poner en el
circuito. Tengo claro que quiero ser el mejor y la única vía para conseguirlo
ahora mismo es Madrid”.

Sobre
el encierro que lidiará esta tarde con el hierro de El Montecillo, ganadería de
garantías en el aspecto novilleril, Galdós señala que «me gusta mucho la ganadería. La
tengo por una ganadería que se mueve y eso es lo que necesitamos para triunfar
en Madrid. Tengo como referencias la novillada del año pasado. Hubo dos
novillos con gran condición, y a parte me han hablado que tienen muy buenas
hechuras, es lo que los toreros llamamos agradable. A pesar de su seriedad, no
es exagerada”.

Lima,
su tierra, y la América taurina al completo han pasado un intenso invierno con las
actuaciones de dos novilleros importantes. Ahora los ve Madrid y al primero de
ellos ya le ha dado el visto bueno. Esta tarde espera Joaquín. «Siento
una alegría tremenda porque siento mucho la ilusión que tienen mis paisanos por
mí. Tuve la suerte de poder cuajar dos novillos en la Feria de Lima de este año
y me encontré pleno. Madrid ya ha visto a uno de los grandes del Perú, que es
Roca Rey, y es una motivación grande saber que un paisano como Andrés ha
triunfado en Madrid. Ojalá y Dios quiera que Perú tenga dos novilleros
importantes”.

En
especial, el mano a mano que compartió en la Feria del Señor del Gran Poder de
Lima junto a su paisano Roca Rey fue un punto de inflexión de su carrera
novilleril. Aquel día salió caballo ganador Joaquín. «Fue una tarde soñada para mí.
Desde que me vi anunciado no dejé de pensar en ella. Fue una tarde de esas en
la que te salen las cosas, en las que vas con disposición pero a la vez con la
inocencia del que empieza. En ese momento no tenía el rodaje ni el cuajo
necesario, pero me embistieron dos novillos de Santa Rosa de Lima con los que
me sentí bien. Aquel día hice dos faenas que calaron hondo en la afición
limeña, por eso tienen tanta fe en mí”.

Sabe
que la importancia que dos novilleros de su entidad tienen para con el Perú
taurino y su mantención es crucial. Sabe que son importantes para la Fiesta, y
con ese compromiso se aventura a pasear en la calle Alcalá. «Por
supuesto. Andrés y yo podemos marcar un antes y un después en la Fiesta en Perú
y en América. Sobre todo en estos momentos en los que la tauromaquia es tan
vulnerable por la crisis y los movimientos antis. Es muy importante que haya
dos toreros que sean puente entre la Fiesta de aquí y la de allí, porque eso le
da fuerza al toreo. Que haya dos figuras peruanas fortalece aún más la Fiesta y
arrastra masas en América”.