«Un emblema del norte no podía quedarse sin toros; lo hemos vuelto a lograr»

SANTANDER

«Un emblema del norte no podía quedarse sin toros; lo hemos vuelto a lograr»


jueves 29 julio, 2021

“Creo que he dejado claro a lo que venimos a Santander: a hacer que el toreo lata, a darle mucha vida a la afición, a seguir dando razones de porqué esta ciudad es un baluarte para la tauromaquia", expone José María Garzón.

Jm Garzón (1)
Garzón en Santander.

Han pasado cuatro días desde su finalización y el toreo aún sigue hablando de ella. Santander, la gran Feria del Norte hasta el momento y la que más festejos acumula en su abono a día de hoy en la temporada en ese territorio, fue todo un éxito en lo artístico y en lo social y ese triunfo lleva un nombre: José María Garzón. El sevillano logró componer una feria de primera como Córdoba a pesar de las circunstancias de las durísimas restricciones de aforo, ha logrado confeccionar una gran feria para que Málaga siga siendo una afición de primera y, el pasado domingo, finalizó el serial de Santiago en Santander dando al aficionado norteño su vitamina para pasar el año.

El triunfo a caballo de Diego Ventura el primer día -que paseó dos orejas y otras dos que se llevó el rejón de muerte-; el toreo de Morante en su año y de la eternidad del trazo de Diego Urdiales en la segunda de abono; el triunfo joven de De Justo y Marín en la tercera y, para rematar, un enorme Miguel Ángel Perera que ha tenido su tarde del año en una plaza emblema para su carrera. Y además para santacolomas. Todo eso ha vivido Santander en cuatro días de máxima responsabilidad para una empresa que ha luchado duro para conseguir este resultado.

«Creía que había que hacer el esfuerzo más grande en el año en el que el toreo del Norte más lo necesitaba», comienza poniendo en valor Garzón en palabras a CULTORO. «En Córdoba tuve que echar todo adelante con unas duras restricciones de aforo, no fue fácil pero mi empresa lo consiguió. Y en Santander, con las circunstancias muy a la contra y con el acecho de unas restricciones más duras de las que ha habido, finalmente también hemos conseguido que el toreo siga vivo en la ciudad», expone el empresario.

El «modus operandi» para que Lances de Futuro haya ofrecido esta feria ha sido posponer el primero de sus años ganados en concurso para el 2022. A partir de esa Feria, que estará condicionada por una pandemia que esperemos no afecte a julio del próximo año, se procederá a la firma de un nuevo contrato sobre la base a lo estipulado de los pliegos. La concesión es un año ampliado a dos, y sucesivos, según decisión del Consejo de Administración.

«Creo que he dejado claro a lo que venimos a Santander: a hacer que el toreo lata, a darle mucha vida a la afición, a seguir dando razones de porqué esta ciudad es un baluarte para la tauromaquia a nivel mundial», dice Garzón. «Y lo volveremos a hacer con carteles apetecibles, pensando en el aficionado«, añade.

Y, por supuesto, Garzón tiene palabras de agradecimiento al esfuerzo de la Administración local y del Consejo de Administración de la plaza de toros: «Les doy las gracias de verdad, al Ayuntamiento, a la alcaldesa Gema Igual, al presidente del Consejo Indalecio Sobrino… sin ellos, sin su ayuda, sin su colaboración y sin su apuesta inestimable por el toreo hubiese sido imposible que hubiese salido adelante todo». Además, incide en la agresiva política de precios y apoyo a los jóvenes: «Se han vendido muchísimos abonos jóvenes; la promoción del toreo ha sido brutal».

«Esta feria se han cumplido todas las medidas sanitarias a rajatabla. Yo me sentía en la obligación de tirar hacia adelante, de no desfallecer en el intento. Ha sido muy muy complicado, de un día para otro todo se me venía a la contra… pero gracias a nuestro trabajo lo hemos conseguido», sigue manifestando el empresario.

«Un emblema del norte como Santander no podía quedarse sin toros; ha sido muy muy difícil, pero lo hemos vuelto a lograr«, concluye Garzón.