¿Y si Talavante se fuera con Zúñiga y Enrique Ponce regresase en 2023…?

AL NATURAL

¿Y si Talavante se fuera con Zúñiga y Enrique Ponce regresase en 2023…?


miércoles 16 noviembre, 2022

La rumorología, que decía José María García que es "la antesala de la noticia", se está disparando en este comienzo del invierno taurino

Talavante Madrid
Talavante calándose la montera en Las Ventas. © Luis Sánchez Olmedo

Llegó el invierno. Llegaron las ‘canales’ al mundo del toro. Y es importante que no se deje de hablar de él. Aunque sólo sea porque aquello de lo que no se habla corre el riesgo de terminar desapareciendo por incomparecencia. No es que no sea jugoso un invierno normal y corriente para las noticias que circulan por las barras de los bares, pero es que este está siendo especialmente productivo en cuanto a la producción de rumores. Sí, es verdad que «rumores son», podría contestar cualquiera, pero cualquier persona de mi generación, que escuchase en su día a José María García, sabe que decía que el rumor es «la antesala de la noticia».

Y rumores, miren ustedes, hay de todos los colores. Pero vamos a centrarnos en los cambios de apoderados, los encuentros y los desencuentros que vamos encontrando a ambos lados del camino. Hagamos un ejercicio de imaginación y pongámonos en en algunos supuestos que podrían no ser nada descabellados, teniendo en cuanta las circunstancias de sus protagonistas. Abramos un caleidoscopio a uno de los mil futuros posibles, ahora que hace frío en la calle y se está tan bien en casa con la mantita y el sofá.

¿Qué pasaría si mañana nos levantásemos de la cama y leyésemos en un medio especializado -vamos a poner que sea Cultoro, por buscar uno al azar- que Talavante se ha decidido por Carlos Zúñiga para apoderarlo de aquí en adelante? Lo primero sería que ambas partes lo negarían rotundamente porque hay una cosa que se llama respeto, y ambos lo tienen tanto a las personas como a la profesión. Luego, taurinamente, podría resultar factible. Porque si al alma en pena que salió entre abucheos y pitos de Las Ventas el pasado 12 de octubre hay alguien que pueda reconducirlo al torero que sedujo mil veces ese mismo escenario hace no tanto tiempo, ese es el apoderado pucelano. Y para muestra, el botón perfecto de la labor con Daniel Luque desde el año 2019, con el que concluyó su relación hace un mes dejándolo en el mejor momento de su carrera. Y no hubo más secreto que volver a ilusionar al hombre con el torero que representa.

Una ilusión que se comenta que ha recuperado Enrique Ponce entre foto en yate y lavado de cabellera a lo Memorias de África, una vez retomadas las Redes Sociales. Dicen las lenguas de doble filo que su pensamiento ya lo comparte con la tarde en la que podría reaparecer en una plaza francesa a mitad de temporada, quien sabe si para matar el gusanillo por un día o para arrancar la temporada una vez pasados los puertos de montaña de principio de campaña. Y es que, por muy bien que se le vea -que se le ve, por cierto-, Enrique los 50 ya no los cumple…

Lo que es una realidad es que fue sacar este medio la nómina de toreros que entonces se encontraban sin apoderado y recibir un mensaje de un empresario serio y solvente que hasta ahora no había apoderado a nadie y que preguntaba -medio en broma, medio en serio- que a cuál de todos elegía para dirigir su carrera. Y tan serio y solvente es el señor en cuestión que ya han sido tres las ofertas que ha tenido para debutar en el terreno del apoderamiento -reuniones y propuestas en firme incluídas-. Pero de ahí a que lo haga…

Luego está el asunto Juan Ortega, al que se le relacionaba con José Luis Segura y éste ha desmentido en Twitter tal información. Uno lee y relee el tuit en cuestión y Segura se limita a decir que Ortega tiene apoderados, lo cual es verdad. Pero mañana puede dejar de tenerlos. Sobre todo teniendo en cuenta que Roberto Piles -junto a su hijo- puede ser ahora mismo el apoderado con más toreros en la cartera de la historia del siglo XXI.

https://twitter.com/jlseguramesa/status/1592467124101926912

Entre ellos no están, por ejemplo, José Igancio Uceda Leal -que ha tenido un par de conversaciones fallidas en las últimas semanas- o Fernando Robleño, dos toreros más que interesantes para trabajar con ellos. De hecho, circula por los ‘guasap’ de medio toreo una foto del torero de San Fernando de Henares tomando un café con Manolo Lozano, pero de ahí a un apoderamiento…

Lo bueno de la rumorología en el toreo es que dura poco; en los próximos días veremos cuál de todos estos rumores convertimos en noticia…