Illescas 1140x110

El precio de un cartel de San Isidro: ¿Cuánto cobran los toreros y ganaderos en la primera Feria del mundo?

Valdemorillo 2023 Movil 320x100
MADRID

El precio de un cartel de San Isidro: ¿Cuánto cobran los toreros y ganaderos en la primera Feria del mundo?


jueves 12 enero, 2023

Plaza 1 hace en estos días encaje de bolillos para cuadrar determinados carteles con el presupuesto destinado para cada corrida en San Isidro 2023, pero ¿cuánto coste supone cada una de ellas?

Las Ventas
Detalle de una tarde de toros en Las Ventas. © Luis Sánchez Olmedo

Con el paso de los días, Plaza 1 está cerrando los flecos de los últimos carteles de San Isidro, más si cabe cuando el 1 de febrero se presentan en una gala en la propia Monumental de Las Ventas. Tanto Simón Casas como García Garrido se afanan en darle boato a un abono que contará con tres festejos más en el mes de junio de máxima categoría -Beneficencia, In Memoriam y novillada de triunfadores-. Algo menos de un mes de toros en el que Madrid será el eje central del toreo, el mundo estará pendiente de aquello que suceda en La Monumental de Las Ventas. Pero cerrar este tipo de carteles no es nada sencillo por las altas pretensiones económicas tanto de las figuras del toreo como de las ganaderías punteras, que suben varios ceros el presupuesto para esa tarde debido a la categoría que toma.

Lo que Simón Casas aseguró que cobraban las figuras en Las Ventas en 2018 y también a finales de 2022

Ventas San Isidro
Paseíllo en Las Ventas una tarde del pasado San Isidro. © Luis Sánchez Olmedo

Según comentó el propio Simón Casas en una entrevista concedida en 2018, las figuras se llevaban prácticamente el 50% del taquillaje de ese día, el cual estaba cifrado en unos 600.000 € antes de la liberalización de precios. Por todo ello, una máxima figura del toreo se embolsaba 240.000 € por tarde toreada en la primera plaza del mundo antes de ese hecho. Evidentemente, no todos los toreros tienen ese caché, por eso Simón Casas y García Garrido buscan abrir carteles para evitar perder dinero esas tardes.

El propio Casas, en declaraciones al programa El Toril el pasado mes de noviembre de 2022, comentó lo siguiente: «Anunciar a Morante, Juli y Talavante con toros de Victoriano del Río en Las Ventas, por ejemplo, cuesta 900.000 euros. Se me ha caído el casco -radiofónico-, pero la cartera no porque la tengo perdida». Según palabras del productor francés, «organizar un cartel de primer nivel en la primera plaza del mundo cuesta casi un millón de euros. Unas cifras -a todas luces altísimas- que son el fiel reflejo del coste que tiene montar un cartel de esta magnitud en una Feria como la de San Isidro u Otoño».

Pero no fue la única pata de la mesa de Plaza 1 que hizo declaraciones sobre este tema. También García Garrido en el mismo programa tocó este tema: «Nos preocupa la temporada, Madrid es una plaza temporal, tienen que seguir siéndolo, nosotros estamos obligados y además queremos hacerlo a dar un montón de festejos, 60 más 4 en el año, y tenemos que trabajar para que esa plaza no esté tan vacía en determinadas tardes», señalaba el director general de la empresa venteña.

«Hoy, por ejemplo, por darte un dato concreto, hemos perdido cerca de 100.000 euros, pues eso la gente tiene que saberlo. Es harto complicada la Plaza de Toros de Las Ventas, es verdad que antes se mantenía con un San Isidro súper largo, el cual sufragaba el resto de la temporada» comentaba en relación a las pérdidas que le ocasionó aquel festejo del pasado mes de septiembre, algo que llegó a matizar un tiempo después tras ver la repercusión de sus palabras.

El caso de los toreros más modestos

Detalle Novillero
Detalle de un diestro en Las Ventas. © Luis Sánchez Olmedo

Siempre se ha dicho que Sevilla te da la categoría y Madrid el dinero, pero la situación que viven toreros y novilleros modestos no puede ir enfocando por ese camino, de ahí que sea la primera plaza del mundo las que le dé ese aire tan necesario para entrar en un circuito. Fuera de esas cifras que cobran las figuras, los toreros más modestos, más que el dinero, buscan esa tarde que les cambie la vida, ya habrá tiempo más adelante para negociar a la alta.

Un torero del grupo C anunciado en una plaza de primera como Las Ventas tiene unos emolumentos mínimos de 14.286 € si el festejo no es televisado; de ser televisado subirán en torno a 3.000 € más, por lo que su liquidación ascendería a unos 17.000 € -sin contar los gastos de cuadrillas, hoteles…-, corriendo estos a cargo de la empresa organizadora del festejo. Este tipo de toreros -grupo C- suelen ser toreros menos conocidos o espadas más humildes, los cuales suelen estar acartelados los días más flojos de la feria y con ganaderías impuestas por el empresario, no teniendo aún la fuerza suficiente para elegir el hierro con el que se anunciarán

¿Cuánto cobra un ganadero en esta plaza?

Alcurrucen Ventas
Un toro de Alcurrucén en los corrales de Las Ventas. © Plaza 1

Pero al igual que hay figuras máximas del toreo, también hay hierros que ocupan ese papel en su propio escalafón. Ganaderías como Victoriano del Río o Alcurrucén -doblete en Madrid- están consideradas como las más importantes de la cabaña brava, teniendo un currículum envidiable en la primera plaza del mundo. Así, su caché sube como la espuma en esta plaza, quedándose cortos los 54.000 € de media que puede cobrar un ganadero en esta plaza.

Sin ir más lejos, hace unos diez años, una de las divisas del momento se embolsó más de 120.000 € por una corrida de toros lidiada en Beneficencia, una cantidad estratosférica si hablamos de números respecto a corridas de toros. Nuestros compañeros de La Economía del Toro, en la temporada 2013, se hacían eco también a la luz unas declaraciones de Simón Casas a Midi Libre sobre el coste de una corrida de Miura: el encierro de Zahariche ascendía a 84.000 euros. 

Por otro lado, también hay que citar que hace unos años, concretamente en 2013, Ramón Valencia sorprendía con las siguientes declaraciones: «El Domingo de Resurrección perdimos 96.000 euros a pesar de que en la taquilla luciera el cartel de No hay localidades«. Pero no ha sido el único, la propia empresa de Madrid recalcó en varias ocasiones que las corridas de figuras en Madrid no deficitarias. Y ¿cómo puede ser posible?

Evidentemente, un empresario no está para perder dinero, pero también hay que ser honrado y decir cuántos festejos a lo largo de la temporada reportan beneficios a la empresa, carteles medianos en pleno San Isidro donde ésta tiene garantizado el cobro por televisión y un número importante de abonados. El balance de resultados se tiene que hacer a final de temporada y no en un festejo en particular.

Claro que hay que ver si realmente el caché de las figuras es el correcto o están inflados, pero también hay que poner los puntos sobre las íes y no tirar de brocha gorda. Si este espectáculo fuese tan deficitario, ¿cómo es que los empresarios siguen aguantando en su sillón? ¿No es a caso inasumible ser empresario de algunas plazas? Por lo tanto, aquí hace falta mayor transparencia por parte de todos y buscar un entente cordial que ayude a impulsar una fiesta que casi en el 90% se nutre del ingreso por taquilla y televisión.

Illescas 320x100